Numerosos estudios confirman que los alimentos de agricultura ecológica, tienen mayor contenido de nutrientes, es decir, vitaminas, minerales y oligoelementos que los de agricultura convencional. Hace ya más de 60 años que se empezaron a hacer diferentes estudios que han permitido demostrar que la práctica de una alimentación biológica en las personas ha incidido directamente en la disminución de muchas enfermedades.

  1. El más antiguo que conocemos se remonta a 1940. Un estudio llevado a cabo en Nueva Zelanda, muestra cómo la salud mejora con el cambio a la alimentación biológica. El trabajo se realizó en una escuela, sirviendo a los estudiantes casi exclusivamente comida de producción biológica. El resultado fue que al cabo de 2 años su salud dental era mucho mejor, tenían mayor resistencia a fracturas de huesos, había disminuido notablemente la incidencia de gripes y resfriados, su convalecencia era mucho más rápida y su salud, en general, era mucho mejor.
  2. En 1974, investigadores franceses vieron que la leche materna contenía de 2 a 8 veces más pesticidas clorados que el nivel máximo permitido por la OMS (Organización Mundial de la Salud) en los alimentos. Cuando las madres participantes en el estudio incrementaron su ingestión de comida biológica, la concentración de estos residuos en la leche materna bajó.
  3. La Comisión Europea ha elaborado una lista preliminar de 34 pesticidas de los que existe evidencia clara o potencial de tener efectos indeseables sobre el sistema endocrino. Este es un tema que trataremos más adelante.
  4. La Sociedad Española de Neurología corrobora este hecho. En su informe de 1999, dice que pesticidas de uso habitual tienen efectos neurológicos parecidos a los de las armás químicas y que no tienen cura.
  5. Actualmente, se está estudiando la relación concreta entre los pesticidas y la imparable disminución en cantidad y calidad fértil del semen desde hace 50 años.
  6. Cada día existen más informes respecto a que, en el tratamiento del cáncer, es esencial administrar una dieta compuesta por alimentos biológicos si se quiere obtener buenos resultados. Y esto es totalmente lógico, puesto que la terapia nutricional del cáncer tiene como uno de sus objetivos evitar contaminantes y toxinas. En este sentido, The Nutritional Cancer Therapy Trust, a través del Dr. C. Aston, opinó en abril de 2001 que “el número abrumador de pacientes que sigue terapias alternativas para el cáncer es el de aquellos que han sido declarados enfermos terminales, con una mínima esperanza de vida, tras un tratamiento inicial alopático. La capacidad de estos pacientes para conseguir una remisión de toda evidencia clínica de cáncer es, por lo tanto, muy importante”.
  7. Son muchas las diferencias de calidad y ventajas nutricionales de los alimentos biológicos respecto a los no biológicos. Asimismo, también existen estudios que confirman una disminución de muchas enfermedades entre quienes se alimentan con productos biológicos en las mismas condiciones comparativas de vida de quienes se alimentan con productos que no lo son.
  8. Un reciente estudio de la Universidad de Newcastle y publicado en el British Journal of Nutrition, elaborado a partir de 343 análisis y trabajos previos, confirma que las verduras y frutas ecológicas contienen de un 19 a un 69% más de antioxidantes que las convencionales.
  9. El estudio realizado por la Rutgers University se llevó a cabo sobre diversos productos del campo y concluyó que, comparativamente, las verduras cultivadas según el método comercial vigente tenían un 87% menos de minerales y elementos traza que los cultivados orgánicamente, o sea, biológicamente. Es decir, el consumidor sólo obtiene un 13% de minerales y elementos vestigiales que debieran estar en sus verduras si no son biológicas.

La agricultura biológica, gracias a sus procesos de elaboración, ofrece gran variedad de productos que contienen elevados porcentajes de minerales, muy por encima de los no biológicos. Veamos sólo algunos ejemplos. (Miliequivalentes de minerales por 100 gramos)

  • CALCIO Resulta totalmente conveniente resaltar que la comunidad médica siempre ha manifestado la importancia del calcio para el crecimiento óseo y la prevalencia actual de la osteoporosis en la mujer.

Tomate: Biológico: 23, Convencional 4.4

Lechuga: Biológica 71, Convencional 16

Espinacas: Biológica 96, Convencional 47.5

  • MAGNESIO La carencia de magnesio puede propiciar efectos como temblores, cambios de la personalidad,depresión, ansiedad, irritabilidad, desórdenes gastro-intestinales, etc…

Tomate: Biológico 59.2, Convencional 4.5

Lechuga: Biológica 49.3, Convencional 13.1

Espinaca: Biológica 203.9, Convencional 46.9

  • POTASIO La falta o presencia mínima de potasio en el cuerpo puede provocar lesiones del músculo cardíaco llegando incluso a producir necrosis del mismo, así como atrofia muscular, descenso de la tensión arterial, falta de apetito, irregularidades en el pulso e hinchazón del abdomen.

Tomate: Biológico  148.3, Convencional 58.6

Lechuga: Biológica 176.5, Convencional 53.7

Espinacas: Biológica 257, Convencional 84

  • SODIO La carencia de sodio puede propiciar apatía y falta de energía, mareos, descenso de la tensión arterial; y, en caso de deficiencia grave, espasmos musculares.

Tomate: Biológico 6.5, Convencional 0

Lechuga: Biológica 12.2, Convencional 0

Espinacas: Biológica 69.5, Convencional 0.

  • MANGANESO Algunas de las consecuencias de la falta de manganeso son la mala tolerancia a la glucosa, una deficiente coordinación muscular, mareos o falta de balance corporal.

Tomate: Biológico  68, Convencional 1

Lechuga: Biológica 169, Convencional 1

Espinacas: Biológica 117,Convencional 84

  • HIERRO La carencia de hierro es bien conocida en la formación de la anemia clásica. Otros síntomas son dolor de cabeza, estreñimiento, la función cerebral reducida, cansancio y apatía.

Tomate: Biológico 1938, Convencional 1

Lechuga: Biológica 516 Convencional 9

Espinacas: Biológica 1585, Convencional 0.8

  • COBRE Su carencia provoca anemia y alteraciones en la formación de los glóbulos rojos de la sangre. En casos de deficiencias de cobre, disminuye el nivel de enzimas que contiene cobre en el plasma y los glóbulos sanguíneos

Tomate: Biológico 53, Convencional 0

Lechuga: Biológica 60, Convencional 3

Espinacas: Biológica 32, Convencional 1

Estas diferencias nutricionales se producen en todo tipo de alimentos, no sólo en las verduras. Es muy importante tener en cuenta que las técnicas agronómicas tienen una repercusión directa en lo saludable que puede llegar a ser el alimento; por su composición nutricional, por su vitalidad y por la ausencia de contaminantes. Cuanto más se respeten los ciclos naturales de desarrollo de la planta de cultivo, más vital y nutritivo resultará el alimento.

 

2 thoughts on “¿TIENEN LOS ALIMENTOS ECOLÓGICOS MÁS VALOR NUTRICIONAL QUE LOS CONVENCIONALES?

  1. Thank you for the auspicious writeup. It in fact was a amusement account it.
    Look advanced to more added agreeable from you!
    By the way, how can we communicate?

    1. Hi Benjamin! Tienes el teléfono de contacto, también whatsapp en la página. El único inconveniente que no hablo inglés, sorry
      Un abrazo, Marina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *